UP

-     Escrito por marcelo

Lápices de oro

La verdad que no recuerdo si alguna vez les he comentado acerca de mi gran pasión por el dibujo. Me encanta dibujar con lápices. De pequeño solía dibujar las paredes de todas las habitaciones y hasta realizaba murales utilizando unas cuantas cajas de lápices que se terminaban en cuestión de minutos. Recuerdo que mi padre me dejaba pintar las paredes porque luego de volver un fin de semana de viaje y ver que había dibujado “La última cena” en el living con lápices de una manera espectacular, sentía que no podía borrarlo. Le daba mucha lástima y sinceramente era increíble el realismo de mi obra con tan solo 3 años de edad.

Siempre fui un gran dibujante pero mis padres me apoyaron en mi “Hobby”. Ellos decían que era un hobby y que no podría vivr de eso, entonces me comenzaron a enseñar trucos financieros, economía, trampas fiscales y demás formas de manejarse en la vida que hicieron que el arte y mi pasión por el dibujo quede un poco de lado. Debo confesar que a veces pienso qué hubiera sido de mí si me hubiera volcado por completo al dibujo. Era tan bueno!

Aún sigo pensando en ello y me carcome la duda. Tal vez de más anciano haga algún curso de dibujo o pinte para mis adentros. Par mi espíritu. No lo sé. Lo que si sé es que ahora tengo mucha fortuna y que puedo comprarme estos hermosos lápices bañados en oro. 24K Pencil. Una manera lujosa de dibujar.

Vía | bornrich

Lápices de oro
48 votos